El actor Dwayne Johnson, más conocido como ‘La Roca’ en sus años de luchador profesional, no dudó en echar mano de todo su encanto personal para tratar a convencer a Emily Blunt, coprotagonista de la nueva película de Disney ‘Jungle Cruise’, de que ambos formarían la pareja ideal para el argumento de la cinta. Sin embargo, su estrategia no surtió el efecto deseado al menos en un primer momento.

“Cuando me llegó el guion, la verdad es que me encantó. Y sabía que el papel de Emily debía ser para ella. Siempre fue Emily Blunt para mí, esa es la verdad. Y ella lo supo desde el principio. Le mandé un vídeo en el que estuve trabajando toda la noche para rogarle que aceptara. Llegué a casa a las tres de la mañana y me dije: ‘Venga, vamos a grabar un vídeo para Emily, para decirle que soy un gran admirador y que me encantaría que estuviera en el filme'”, ha explicado en conversación con la revista People.

Lejos de sentir cierto reparo a la hora de admitir que su respuesta quizá no estuvo a la altura de las expectativas de Dwayne, la artista británica le ha animado a desvelar, justo a continuación, el tipo de contestación que recibió de ella: “Nada, no me dijo absolutamente nada. ¡Me ignoró por completo!”, ha admitido entre risas. Lo cierto es que en ese momento Emily pensaba que el intérprete era demasiado “efusivo”, por lo que optó por meditar bien sus palabras.

“No respondí directamente porque cuando alguien te viene con tanta efusividad y demasiado entusiasmo, lo mejor es apaciguarle un poco, pero la verdad es que fue un vídeo muy emotivo, el más conmovedor que he recibido nunca”, ha señalado la siempre extrovertida Emily.